Hoy domingo, tendremos otra oportunidad más de ver frente a frente a los dos mayores exponentes del baloncesto nacional. Real Madrid y FC Barcelona se enfrentarán en otra final copera tras deshacerse de sus rivales: FIATC Joventut y Unicaja de Málaga respectivamente.

FC Barcelona – Real Madrid

Domingo 22, 19.00 hora peninsular, TVE

Se enfrentan en la final de la Copa del Rey los dos clubes con mayor número de trofeos coperos en sus vitrinas, 24 copas tiene el Real Madrid y 23 el FC Barcelona. No es por tanto de extrañar que esta sea la quinta final en los últimos seis años en la que van a verse las caras. Desde 2010, sólo en la edición de 2013 de Vitoria no hubo clásico en la final. Lo impidió el sorteo, que emparejó a ambos en la eliminatoria de cuartos de final.

Ambos equipos llegan a la final con solvencia pero no sin sufrimiento.

Los catalanes tuvieron que sudar y trabajar lo indecible para deshacerse de un correoso Unicaja de Málaga que fue por delante en el marcador hasta el minuto 34 (62-68). Fue entonces cuando Xavi Pascual dejó a Ante Tomic en el banquillo y sacó un quinteto que tuvo en Hezonja y Lampe a sus estiletes ofensivos y defensivos. Con 25 puntos en seis minutos los pupilos de Xavi Pascual dejaron claro que el Barcelona no estaba en Gran Canaria de vacaciones, que no iba a regalar el pase a una final.

maciej lampe 2

El partido empezó tal y como se esperaba, con los dos equipos dando lo mejor de sí, con gran acierto ofensivo desde la línea de 3 puntos, aunque esta vez no era el Unicaja el que martilleaba desde el 6,75, si no DeShaun Thomas, que descerrajaba tres triples casi consecutivos para poner las primeras ventajas en el electrónico (15-10). Sin embargo, en el segundo cuarto los malagueños iban a dar la réplica, y de que forma, con 24 puntos se ponían por delante en el marcador y con el 34-39 enfilaban el camino a los vestuarios. Hasta entonces, el Unicaja había enseñado al Barcelona todo su arsenal ofensivo, había forzado 7 pérdidas de los catalanes, les había ganado el rebote y estaban empezando a colapsar la defensa catalana desde la línea de 3 puntos.

hezonja 2El tercer cuarto sirvió para equilibrar las fuerzas y el marcador y para dejar la certeza de que el Barcelona tiene cuatro jugadores que por distintas circunstancias apenas aportaban: Navarro, Pleiss, Abrines y Nachbar. Así pues se llega al minuto 34, en el que tras un tiempo muerto, Xavi Pascual saca de su chistera a Lampe, que no había podido participar ni un sólo minuto el día anterior y decide que Hezonja es su hombre. Pues bien, el croata, cuando peor están las cosas clava un triple que reduce a 3 las diferencias y pone al Barcelona en la senda de la victoria. Entre él, Lampe y Oleson, forzarían un parcial de 2-18, que colocaba el 81-72 a falta de dos minutos. La final era un hecho.

Para el Unicaja, el partido fue todo lo que había pedido. Pero se encontró con el reflejo de aquella final del no triple más famoso de la historia. El triple de Ansley con el que rozaron la gloria. Le sucedió lo que ya le había sucedido con anterioridad, en la Copa de Valencia 99, en 2003, también en Valencia o en su derrota como anfitrión en 2007. Cuando llega el clutch time es el peso de la historia y del escudo el que da o quita. Y en esas el Barcelona tenía mucho ganado.

 

Por su parte,  el Real Madrid, acude a su cita con la final jugando tal y como lo hizo ante el CAI Zaragoza en la eliminatoria de cuartos de final. Pareció dejar jugar a su rival durante toda la primera parte, y a la vuelta de vestuarios decidió que ya había tenido suficiente y acabó de un plumazo con la resistencia de un FIATC Joventut que asistió impasible al vendaval ofensivo y defensivo que se le vino encima.

laso

Nos preguntábamos ayer si a los badaloneses les llegarían las fuerzas para disputar dos partidos de máxima exigencia en apenas 24 horas. Pues bien, quedó claro que no.

El partido comenzó como si se tratara de una fotocopia del partido de cuartos disputado por los blancos. El Madrid se despegaba al comienzo de la mano de Rudy Fernández (5-10 min.4), diferencia que se vio enjugada por un parcial de 10-0 de los verdinegros, que no iban a darse por vencidos sin luchar. Pero este Madrid es así, tan anárquico como efectivo, un parcial de 9-0 iban a poner la contienda en una única canasta de diferencia (26-24 al final del primer cuarto).

El segundo cuarto fue más de lo mismo, locura colectiva y anarquía a raudales. El Madrid dejaba correr y jugar a un Joventut cuyos actores principales parecían rejuvenecidos: Savané, Mallet, Miralles… Todos ponían de su parte para llegar al descanso con una cómoda ventaja (52-46). El sueño seguía intacto. La final era posible.

savane llorando

Y ahí acabó todo. 8-25 en un tercer parcial que devolvió a la cruda realidad a los verdinegros. Dos minutos del tercer cuarto fueron suficientes para que los hombres de Laso se pusieran por delante en el marcador con un parcial de 9-0. Llull, Ayón, Maciulis o Rudy se erigían en líderes ofensivos y defensivos, forzando 7 pérdidas de los catalanes, que no encontraban aro con la facilidad con la que lo habían hecho hasta el descanso.

El último cuarto sirvió para que el Madrid alcanzara los 100 puntos con 16 triples en 25 intentos, nuevo record de la competición.

La final

Quinta final en seis años y la cosa anda empatada a 2. Este año se han enfrentado en tres ocasiones, con una victoria para cada uno cuando han jugado como equipo local y victoria madridista en la Supercopa.

Si hacemos caso a los resultados de los tres enfrentamientos, podemos obtener la siguiente lectura: si el Madrid es capaz de hacer su juego se dispara en el marcador y acaba arrollando a su rival. 24 y 21 puntos de diferencia en las dos derrotas catalanas así lo atestiguan.

 Por ello, el conjunto de Xavi Pascual parece obligado a forzar en defensa con la intención de intentar bloquear la salida al contragolpe del conjunto de Pablo Laso, y la circulación exterior que permita lanzamientos cómodos de los exteriores madridistas.

xavi pascual

Por contra, el conjunto de Pablo Laso tratará de imponer un ritmo alto de partido, dado el estado físico de algunos de los integrantes de la plantilla blaugrana. Si bien, la táctica empleada en las dos eliminatorias previas, de dejar hacer al rival en los primeros 20 minutos, no parece la más adecuada, teniendo enfrente al conjunto de Xavi Pascual. Sólo el tiempo nos dirá quién es capaz de imponer su juego sobre el rival.

El estado físico de jugadores como Navarro, Abrines, Lampe o Nocioni que acabó tocado ayer puede marcar el ritmo del encuentro.

En lo que respecta a la carrera por el MVP, Hezonja en los catalanes y LLull o Rudy en los madridistas, parecen firmes candidatos. Aunque una actuación superlativa a modo de sorpresa de otro de los actores participantes en el duelo podrían suponer que dicho galardón recayera en otro jugador.

Nuestro pronóstico. Real Madrid -10

Artículo también disponible en mi blog personal: http://majaderiasbaloncestisticas.blogspot.com.es/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s