Ayer finalizó la pretemporada para el equipo vigués. La victoria contra la Roma por 4-1 en Balaídos aporta al Celta un espíritu y una moral alta para comenzar la Liga. La primera jornada tendrá lugar este sábado en Galicia contra la Real Sociedad. La motivación de la victoria contra los italianos es muy importante, ¿pero está realmente preparado el Celta para comenzar la Liga?

Los resultados de la pretemporada no han sido precisamente buenos. El Celta ha empatado, e incluso ha perdido, contra equipos con una plantilla inferior a la de los celestes. Por una parte es entendible; Unzué acaba de llegar al equipo y ha modificado algunas de las estructuras que había trabajado Berizzo durante las tres temporadas que trabajó en el club, sobre todo en temas defensivos. pionesisto.jpg

El Celta va cogiendo forma, se va estableciendo como equipo, aunque aún tiene que mejorar en aspectos como la defensa zonal. En cambio, algunas tareas muy complicadas como la de sacar el balón con pases y la búsqueda de huecos en la defensa contraria, son su punto fuerte.

Otro de los trabajos de Unzué durante la pretemporada ha sido gestionar a los jugadores. Las altas y las bajas de los jugadores siempre son un tema complicado, y en el Celta no hay ningún puesto asignado a ningún jugador. Los suplentes en el Celta trabajan para ganarse el puesto, y eso dificulta el trabajo del entrenador que tiene prescindir de algunos jugadores que pueden aportar diferentes actitudes y virtudes en el campo. Sin duda encontraremos muchas rotaciones en los onces iniciales, pero Unzué cree haber dado con la mejor alineación, aunque aún no la haya comentado a la prensa. 1443304596924.jpg

Unzué continuará con la formación 4-3-3, y parece que los tres de arriba son los que tienen el puesto más asegurado. Iago Aspas y Pione Sisto en los extremos, que fueron los dos jugadores que marcaron ante la Roma (2 goles cada uno). La lesión de Guidetti dejará a Maxi Gómez, jugador que ha llegado este verano, la posición de delantero centro. El joven jugador uruguayo tendrá entre 4 y 6 semanas (tiempo que estará de baja Guidetti) para demostrar su calidad y su valía para estar en el once inicial.

La Liga es una competición en la que se precia la constancia, por ello el Celta tiene que salir a ganar desde el primer partido. En Balaídos los celestes se crecen, y puede ser un factor importante para vencer a la Real Sociedad y comenzar con el mejor pie posible la Liga española. El Celta no está al 100% pero es un equipo competitivo, que va a dejarse la piel en el campo, y que mejorará día tras día, para intentar cumplir su objetivo principal; volver a los puestos europeos. 14968285032400.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s